El Forjista

 

Sexto año

 

kirchner

 

 

 

kirchner

 

Este año estuvo signado por el fallecimiento de Néstor Kirchner, suceso doloroso para muchos argentinos pero que también mostró una imponente y emocionada manifestación popular que homenajeó al político más importante desde el retorno a la democracia.

El nacimiento de "El forjista" en el 2005 estuvo relacionado con ese resurgir de una tendencia nacional y popular que comenzó a rescatar el pensamiento silenciado de los hombres de FORJA y de otros grandes trabajadores de la cultura que con su esfuerzo nos enseñaran a pensar y actuar de acuerdo a los intereses nacionales.

Néstor Kirchner y su esposa fueron y son difamados e injuriados por los representantes de la oligarquía, los cuales una vez más se vieron sorprendidos por la histórica demostración popular de afecto.

Fue el expresidente quién demostró lo que hasta hace poco tiempo parecía imposible, la política puede servir como un instrumento eficaz para defender los intereses de los más débiles, como barrera para frenar la insolencia de los poderosos. Pero para encarar esa difícil tarea es inevitable enfrentar y resistir el ataque de los privilegiados de siempre, vale decir esta no es una misión que puedan realizar los pusilánimes.

Desde la presidencia de la UNASUR llevó a buen puerto dos difíciles y esenciales tareas: intervino en el acuerdo de paz entre dos naciones hermanas como Venezuela y Colombia, y sentó una firme posición ante el intento de golpe de estado en Ecuador.

La integración regional es, indudablemente, una bandera estratégica que Kirchner levantó con dignidad, junto a otros gobernantes de nuestra América Latina.

A medida que el gobierno nacional profundice el legado del ex presidente una mayor reacción se verá desde los sectores que concentran el poder económico, principalmente desde los medios de comunicación que forman parte de ese conglomerado y que se han convertido en los más exaltados opositores alentando toda clase de campañas desestabilizadoras.

Estas maniobras requieren una mayor participación popular para poner un dique de contención a los intentos por retornar a una Argentina para muy pocos.

No existe mejor homenaje a Kirchner que la de profundizar el modelo que él comenzó, esto implica continuar la dura batalla que permita una mayor inclusión social y un claro compromiso con la Unidad de América Latina.

Volver a la Página Principal