El Forjista

Votar en blanco es votar al PRO

Twitter 

La izquierda gorila se apresuró a decretar el voto en blanco en la segunda vuelta por la elección del Jefe de Gobierno de la CABA, es esa manera este sector se mantiene inmaculado, pero vuelve a rehuir la lucha política contra el sector más reaccionario de la política argentina.

De igual manera actuaron en el 2008 en el denominado conflicto del campo donde algunos se declararon prescindentes argumentando que ambos sectores eran representaciones de la burguesía, y de esa manera se negaron a dar una de las batallas  más importantes de los últimos tiempos en que la oligarquía terrateniente se negaba a que s ele aumentaran los impuestos.

Eso por no citar a los trosko-sojeros del MST y a los maoistas-sojeros del PCR que adornaron con sus banderas rojas el festejo de la Sociedad Rural luego del voto traicionero de Cleto Cobos.

En política raras veces se puede elegir el terreno donde enfrentar al adversario, pero esta izquierda lo soluciona rápidamente renunciando  a la lucha, sobre todo los trotskistas que  parecen no haber leído a Trotsky cuando en 1905 apoyó una manifestación liderada por un clérigo reaccionario y concluyó siendo una de las figuras más importante del primer Soviet en San Petersburgo. Pero la gran diferencia entre Trotsky y los trotskistas argentinos es que el político ruso hizo una revolución y aquí forman parte de la comparsa de acaudalados sojeros.

Pero si ese es el caso de la izquierda antiperonista, quienes apoyamos a la causa nacional y popular no deberíamos cometer el mismo error y votar sin complejos contra el PRO, pasamos a exponer algunas de la razones para esto, sólo algunas, porque en realidad podría ser el índice de un libro voluminoso.

 En primer término, no deberíamos olvidar que en febrero de este año, el fiscal Nisman y las diputadas del PRO, Laura Alonso y Patricia Bullrich, intentaron consumar un golpe de Estado contra la presidente, con argumentos totalmente falsos e injuriosos como en definitiva mostró la Justicia en un fallo que no dejó lugar a dudas. Aún falta investigar si esas dos diputadas no fueron quienes instigaron el suicidio del fiscal por su acoso para que apareciera en los medios   hegemónicos y en el Congreso para desprestigiar al gobierno nacional en una operación que adquirió un ámbito internacional.  

No es casualidad que esas dos diputadas también estén estrechamente vinculadas con los fondos buitres, a los que quieren pagarles sin importarles las consecuencias nefastas contra el país, también es evidente las relaciones de ambas con la embajada norteamericana, en otro artículo aquí hemos demostrado como la diputada Laura Alonso es financiada por la representación de ese país (Laura Alonso y las voces imperiales), por lo cual podríamos decir que votar en blanco también es votar por los fondos buitres y la embajada del imperio.

Otra cuestión trascendental que no debe perderse de vista es que la ciudad de Buenos Aires se ha convertido en una caja sin fondo de recursos económicos para sostener la campaña presidencial de Mauricio Macri, y en una transferencia enorme de fondos en concepto de publicidad a los grupos Clarín y del Diario Clarín, cabe mencionar que los gastos de publicidad se han elevado exponencialmente, y los recursos para salud y educación se reducen año a año, esa es una forma de comprar el silencio de esos medios al desastre de la gestión del PRO, por eso es que es necesario cortarle el chorro para que los recursos de los porteños no vayan a pagar la campaña macrista y la complicidad de Clarín y La Nación.

Pero también hay una cuestión más profunda que es la filosofía que predomina en el PRO donde los negociados y la ganancia de los empresarios amigos tiene mucha más importancia que las vidas de los seres humanos, por eso Buenos Aires en un paraíso para los talleres clandestinos, donde cotidianamente se explotan a miles de trabajadores, muchos de ellos inmigrantes, ante la vista impasible de los funcionarios. En otro artículo es posible ver las distintas complicidades de los funcionarios del PRO con empresarios inescrupulosos que concluyeron con la vida de ciudadanos argentinos. (Las muertes del PRO)

Aunque bastaría ver la presión que ejercen personajes siniestros como Carrió, Aguad, Lanata y Morales Solá para que Lousteau se baje de la segunda vuelta para que no tengamos duda que lo mejor es votarlo, a pesar que esto borra todo lo que se dijo sobre el ex ministro de economía de Cristina Fernández.

Es evidente que estos oscuros personajes se sienten incómodos ante la sola posibilidad que el PRO pueda perder en la CABA y que la carrera de Macri hacia la presidencia se vea afectada, y que de esa manera no puedan imponer su proyecto neoliberal de hambre y miseria.

No tenemos duda, si Lousteau soporta las presiones del establishment económico y se presenta a la segunda vuelta estaremos dispuesto a votarlo, sin por eso tener alguna expectativa sobre su posible gestión, porque nosotros votaremos en contra del PRO, para que no siga contando con los cuantiosos fondos aportados por los porteños para promover golpes de estado y enriquecer aún más a los dueños de Clarín y  La Nación.        

Volver a la Página Principal